Samsung Galaxy S8 ya es oficial y éstas son sus características.

0
366

Samsung ha presentado en la ciudad de Nueva York sus dos nuevos smartphones, el Galaxy S8 y S8+.

La diferencia entre ambos teléfonos es mínima, ya que la pantalla y la batería son los elementos diferenciales entre los nuevos teléfonos de Samsung, y sus especificaciones completas son las siguientes:

Pantalla

La pantalla es uno de los elementos de hardware que distingue a Samsung de cualquier otra compañía en el mundo, al día de hoy no hay mejores paneles que los Super AMOLED que se montan en los Galaxy S y Note, y los nuevos Galaxy S8 y S8+ no son la excepción.

Tienen una nueva tecnología a la que Samsung ha bautizado como Infinity Display e incluye tecnología HDR 10 en las pantallas de ambos dispositivos, aporta colores más brillantes, saturados y vivos, que aunado a las posibilidades de la tecnología Super AMOLED hacen de los nuevos Galaxy S8 los teléfonos con mejor pantalla del mercado hasta el día de hoy.

Las novedades en este apartado es que por primera vez en 8 años no vemos el botón home que tanto caracterizó a los equipos de la compañía, pero el hecho de no verlo no significa que no esté ahí, debido a que Samsung ha incluido este botón por debajo de la pantalla. Claro que en esta ocasión no servirá como lector de huellas dactilares, pero sí tendrá una función inteligente que será sensible al tacto, así que no hay un botón home físico, pero hay un botón home que incluso es diferente al botón nativo en pantalla de otros fabricantes que simplemente nos lleva a la pantalla principal cada vez que se presiona.

Batería

En el modelo más pequeño encontraremos una batería de 3,000 mAh, una cantidad más que razonable que esta optimizada por la tecnología de ahorro de batería de Samsung, que cerrará aplicaciones en segundo plano que no sean necesarias para el funcionamiento del teléfono.

Respecto al Galaxy S8+, la batería aumenta razonablemente 500mAh, dando un total de 3,500 mAh en un cuerpo de tan solo 7.9mm de grosor, un resultado de diseño realmente sorprendente.

La batería del Galaxy S8 puede rendir todo el día sin mayor problema hasta para los usuarios más exigentes, por lo que no debes de preocuparte por ella si estás acostumbrado a jugar, ver videos, estar en redes sociales y demás tareas que exijan recursos del sistema, pues la batería podrá aguantar desde que sales de casa hasta que regresas a ella. En el caso del Galaxy S8+ podría durar hasta un día y medio, claro que todas estas conjeturas están basadas en la experiencia de uso de la tecnología de optimización de batería de Samsung y se calculó con la cantidad de mAh de cada uno de los equipos, pero en cuanto podamos probar los equipos sabremos si nuestros cálculos son correctos.

Procesador

Los nuevos teléfonos de Samsung incluirán dos procesadores distintos dependiendo el mercado donde serán vendidos,sin embargo ambos procesadores son igual de poderosos. Uno de ellos es el Snapdragon 835 y el otro se trata del Exynos 8895, ambos fabricados por Samsung, aunque el primero en colaboración con Qualcomm.

En cuanto a características ambos son muy similares pues tienen una arquitectura basada en transistores de 10 nanómetros que le han permitido a los nuevos Galaxy tener un 21% de mayor eficacia en el rendimiento de las tareas en comparación con el anterior modelo de la familia S, el Galaxy S7 Edge, por lo que si este teléfono ya hacía un trabajo sobresaliente el Galaxy S8 podrá hacerlo todavía mejor.

Cámara

Durante los últimos 3 años, Samsung ha posicionado a todos los Galaxy S en los primeros tres lugares de los teléfonos con mejor cámara, y este año no será la excepción.

Es verdad que no habrá muchas novedades respecto a su antecesor, el Galaxy S7 Edge, pues monta una cámara a nivel de hardware prácticamente calcada ya que cuenta con un sensor de 12MP con tecnología OIS (Estabilizador Óptico de Imagen) apertura focal de 1.7 mm ( a  menos número es mejor) e incluye la tecnología de enfoque Dual Pixel.

Respecto a la cámara delantera, ambos equipos incluyen un sensor de 8MP también con apertura focal de 1.7 mm y tecnología de autoenfoque.

Aunque no hay una diferencia marcada en hardware, Samsung sí ha trabajado en el software de procesamiento de imagen para los Galaxy S8 y S8+  por lo que las cámara de los nuevos Galaxy vuelven a ser duros rivales a vencer tanto para fabricantes Android, como para Apple, aunque aún falta que podamos probar la cámara a detalle para conocer todas las bondades y oportunidades de la cámara del Galaxy S8.